“Grandes retos nos depara la sociología rural en medio de la pandemia:” Celso Ortiz Marín.

drcelsoFTO1El segundo día de actividades en los festejos del XX aniversario de la UAIM, inició con el panel “vinculación comunitaria intercultural” en el que participaron maestros de universidades interculturales de los estados de Hidalgo, Tabasco, Chiapas, Baja California y de la propia Universidad Autónoma Indígena de México.

La ronda de conferencias magistrales inició con el tema “La Sociología rural en el contexto de la pandemia, dictada por el Dr. Celso Ortiz Marín. En su discurrir, el académico señaló que “grandes retos nos depara la sociología rural en medio de la pandemia.”

Señaló que hablar de población rural, tiene una limitación por su definición que lleva a subestimar el tamaño real; en México se definió, dijo el conferencista, Celso Ortiz Marín, como población rural aquella que vive en localidades de menos de 2,500 habitantes, sin embargo, hay localidades con hasta 15,000 habitantes que tienen todo el perfil de ruralidad.

La falta de servicios públicos y uso de aparatos electrodomésticos pueden ser determinantes de ruralidad y afirmó que el INEGI se limita a definirla por su tamaño. “Si tomamos la evolución de la población rural según INEGI, encontramos que entre 1950 y 2020 su participación ha bajado, pero no significativamente.”

Así mismo, durante el desarrollo de su intervención el académico de la UAIM, dijo que actualmente en América Latina se desarrolla la investigación en sociología rural en varios temas; como los cambios que está sufriendo el campo latinoamericano debido al neoliberalismo y la globalización entre los que se puede mencionar: Los fenómenos de la nueva ruralidad, disminución del campesinado latinoamericano, debido a la migración, problemas ambientales que aquejan a la población en su conjunto, el problema de los recursos naturales y su uso en las regiones rurales como lo es la deforestación, erosión de suelos, contaminación y la disputa por el agua, los movimientos sociales que aún se manifiestan en diferentes formas en las zonas rurales, en donde participan diferentes actores y sujetos sociales.

En comentarios finales, el Dr. Celso Ortiz Marín, reconoció que, en lo que se refiere al gasto social, los sociólogos tendrían que revisar y hacer equipo interdisciplinario con los economistas y con otras áreas “porque es cierto, yo también vi, que el 1.7% del Producto Interno Bruto está para los programas sociales, pero solo el 1.2 del PIB se está destinando a infraestructura del país; está habiendo pocas inversiones;” acotó.

La agenda de este segundo día de actividades, contempló 7 conferencias magistrales relacionadas con el fortalecimiento y la experiencia de la vinculación con la comunidad, temas que tienen que ver con la contaduría pública, la salud mental en el ámbito escolar y la pedagogía intercultural, como ruta de saberes compartidos en una universidad indígena y culminaron con una velada bohemia y trova.